miércoles, septiembre 26, 2007

Dias sin nombre

Es una mezcla muy rara la de estos días; el exceso de trabajo, la enfermedad de mi padre, mis ganas de olvidarme de todo e irme de fiesta, la visita de mis primas, la compañía del chuckles, el apoyo de mi esposo, el cansancio, las ganas de salir. Han sido días maravillosos de mucho aprendizaje y de todas las contradicciones de las que estamos hechas las mujeres y que nos hacen tan adorables. Este seria un muy buen momento para escapar del interior de mi cerebro y regresar a descansar cómodamente en el sillón favorito de su casa, amigo lector, puesto que hay una luz que se apaga y se enciende que no me deja distinguir si voy por el camino correcto. Este camino de arena mi bienaventurada amiga se lo empieza a llevar el viento como una fotografía en movimiento, solo espero que el destino este lleno de nuevas aventuras como lo era la tierra de nunca jamás.

3 comentarios:

Bienaventurada dijo...

Que contin�e el recuerdo imaginado. Un abrazote helado.

Tu prima querida xD dijo...

ei prima :)

io tambien ando igual i no le veo acabar a estos dias de nublado, que dan ganas de acostarte y sentir la brisa del viento, y que sin embargo tenemos cosas que hacer, trabajos que terminar, y tareas por emprender.

Y aun asi, siento que lo que realmente me mueve, es poder terminar con todos los trabajos, y todas las tareas, y todos esos pendientes que no nos dejan dormir con calma, y un dia, poder levantarme bien temprano, bañarme y arreglarme y quedar bien guapa, y salir, y hacer lo que quiera, por ese dia.

Se que no es la gran cosa, pero cada vez que pienso que esto que estoy asiendo, no lo tendre que hacer de nuevo, y que tiene un fin no muy lejano, entonces me imagino como seria ese dia que tanto esmero vivir.

PSD: suerte en la expo

Ale dijo...

muchas gracias prima querida, tus palabras me reconfortan, tienes razon y creo que me daria mas gusto si supiera cual de mis 29 primas eres :P De igual manera un saludo y un beso muy grande.